“Estamos juntos, vamos a estar bien”

El fotógrafo Angel Merendino documenta la lucha de su esposa Jennifer contra el cáncer de mama y se lo muestra al mundo a pedido de ella, como forma de ponerle rostro y sentimientos a la enfermedad

angelo_merendino0
Él vio como el amor de su vida luchaba contra la enfermedad. (Foto: Angelo Merendino)

Los fotógrafos de prensa siempre tenemos la sensación de estar protegidos. Como periodistas somos mediadores entre la realidad y los lectores-espectadores. Destilamos la información a través de nuestro ojo pero en general, separamos nuestra vida personal de la acción documental de la noticia. Puertas afuera de nuestras casas nos sentimos, de algún modo protegidos de esa realidad exterior por ese artefacto que ponemos como filtro, nuestra cámara. Así pasamos en pocas horas del drama de un accidente con víctimas mortales a una entrevista con un embajador y de ahí a una empresa de creación de software y terminamos nuestra jornada  en un frigorífico.

angelo_merendino8Él lleva en el brazo un tatuaje con el nombre de su esposa, símbolo del amorr que le tuvo y según afirma, aún tiene. (Foto: Angelo Merendino)

Puertas adentro, en nuestra vida personal tomamos fotos en general anodinas, exentas de dramatismo. Documentamos el crecimiento de nuestros hijos, las vacaciones en familia, el viaje esperado.

Raramente los dramas personales son recordados por los reporteros gráficos en imágenes.

angelo_merendino3
Ella luchó con todo lo que pudo y él la acompañó en la lucha dándole fuerzas en esta batalla
. (Foto: Angelo Merendino)

Tal vez por todo esto un trabajo del fotógrafo norteamericano Angelo Merendino me pegó  tan fuerte. Es una crónica en imágenes del calvario que pasó su esposa Jennifer golpeada por un cáncer, que va de la felicidad de la pareja hasta la muerte de ella en un viaje en imágenes, conmovedor por su contenido documental pero que Merendino tal vez no pudiendo contener su ojo, lo carga con un sentido estético impresionante.

angelo_merendino5
“Me casé con la mujer más divertida, apasionada, hermosa y valiente”, dice de Jennifer
, (Foto: Angelo Merendino)

Jennifer fue diagnosticada de cáncer de mama a los cinco meses de estar casados y la pelea duró cinco años. Las fotografías en un principio fueron tomadas solo para ser mostradas a la familia pero Jennifer antes de morir le pidió a su esposo que las compartiera. Angelo las publicó en Facebook y en la página “My Wife’s Fight With Breast Cancer” para que el resto del mundo pudiera entender el cáncer y compartir algunos de los momentos que vivió en ese período con la mujer amada.

angelo_merendino6
La batalla que no elegimos muestra el dolor que padeció Jennifer con el cáncer de mama.
(Foto: Angelo Merendino)

“Mis fotografías muestran la vida cotidiana. Ellas humanizan el rostro de cáncer, en la cara de mi esposa. Muestran el reto, la dificultad, el miedo, la tristeza y la soledad que enfrentamos, que Jennifer enfrentó, mientras luchaba con esta enfermedad. Pero lo más importante de todo, mostrar nuestro amor” dice Merendino. Y agrega “Lamentablemente, la mayoría de la gente no quiere escuchar estas realidades y en cierto punto sentimos nuestro apoyo desvaneciendo.

angelo_merendino7
Jennifer ya no está más, pero vive en el recuerdo de su esposo y en las fotos con las que él le rinde tributo. (Foto: Angelo Merendino)

Otros sobrevivientes de cáncer comparten esta pérdida. La gente asume que el tratamiento te hace mejor, que las cosas se hacen bien, que la vida vuelve a la “normalidad”. Sin embargo, no existe una persona normal con cáncer en la tierra. Los sobrevivientes de cáncer tienen que definir un nuevo sentido de la normalidad, con frecuencia diaria. ¿Y cómo pueden los demás comprender lo que teníamos que vivir todos los días?”.

elobservador.com.uy, punto de vista, Armando Sartorotti (18/04/2013)

 

 

Anuncios